Algo que en su momento anunció RIOT Games es que poner recursos en el Bosque Retorcido cada vez tenía menos sentido como modo de juego recurrente.

Los jugadores apenas dedicaban tiempo a ese mapa.

La grieta y los modos de juego en rotación era algo con lo que la gente resonaba infinitamente más y llegaba el momento de tomar una decisión dolorosa.

El Bosque Retorcido no tiene hueco. Llamad a Pyke.

Y es que con los juegos adicionales como TFT y Legends of Runeterra, las versiones para Smartphone y los N proyectos que tiene RIOT Games en marcha bajo la franquicia/marca League of Legends, dedicar tiempo, materia gris y dinero a algo a lo que la mayoría no presta atención… es la decisión lógica.

RIOT ya ha anunciado que dará las recompensas de Bosque Retorcido a final de temporada a partir del 19 de Noviembre, aunque esta vez sin el Chroma.

A cambio en el parche 9.23 quienes hayan jugado a Bosque Retorcido de forma recurrente (más de 10 partidas desde que se lanzó) ganarán un icono exclusivo, quienes realmente le hayan dedicado tiempo (más de 50 partidas) además ganarán un emoticono exclusivo y la gente enamorada de este modo (más de 100 partidas) tendrán un icono especial por tiempo limitado.

Estos iconos y el emoticono serán el último clavo en el ataud del Bosque Retorcido.

F por el Bosque Retorcido.